La ventana indiscreta

Lecina Fernández, Psicóloga Clínica, 15 de mayo de 2019

La ventana indiscreta es  una obra de arte del maestro del suspense. Hoy también es una herramienta cinematográfica para reflexionar sobre las ventanas de las Redes Sociales (RRSS) y el comportamiento de las personas en ellas. Veamos similitudes entre La ventana indiscreta y las RRSS:

La ventana y la conducta “Voyeur”. El protagonista se ve obligado a permanecer en casa por tener la pierna escayolada y centra su vida en mirar las ventanas de sus vecinos. Desde la primera imagen, el espectador también ve esas ventanas junto con el protagonista y sus circunstancias, se convierte en “voyeur”. ¿Se parece a las RRSS de hoy? Las redes se “cuelan” en las diferentes circunstancias de las personas e invitan, empujan, casi obligan a mirar y/o mostrarse en ellas.

 

La ventana anula los límites de la intimidad. En la película, a través de la mirada del protagonista, observamos la vida de sus  vecinos detrás del escaparate de sus ventanas: les vemos bailar o tocar el piano; vemos sus costumbres personales y sociales; incluso, a veces sin darse cuenta, enseñan sus problemas más íntimos como la soledad o la enfermedad. Todos ahí expuestos como en un escaparate. ¿Se parece a las RRSS de hoy? Las redes sociales son un escaparate y a veces se pierde la noción y el límite de qué exponemos en ellas.

 

La ventana desvela información aparentemente oculta. A través de las ventanas los vecinos muestran: qué hacen, qué no hacen, con quien están, cómo viven, cuando salen, dónde van, cuando vuelven. El protagonista descubre un asesinato con la información que observa a través de las ventanas.  ¿Le recuerda esto a las RRSS de hoy? ¿Cuándo una persona entra en las redes se pregunta qué se puede averiguar sobre la vida de sí misma o de sus hijos, familiares y amigos con la información que muestra en las redes? En la mayoría de los casos las personas ni siquiera sospechan qué información complementaria están dando.

 

La ventana roba tu vida. Ante esas ventanas, el protagonista mira a la que le supone más urgencia atractiva y en lugar de focalizar la atención en su vida, la focaliza en la vida de los demás. Deja de mirar a su novia, a otras que son importantes y a su profesión.  ¿Le recuerda esto a las RRSS? Las redes sociales roban tu vida, tu tiempo real con las personas que te rodean y tus proyectos.

 

La ventana y su poder de atracción. Los personajes que acompañan al protagonista, la novia, la enfermera y un amigo, aunque al principio protestan de su comportamiento, acaban implicándose en la trama y contagiándose de la curiosidad morbosa y la conducta de mirar. ¿Funcionan así las RRSS? Son contagiosas.

 

La ventana anula la privacidad. En la película se hace hincapié más de una vez en que cada hogar es un mundo secreto y muy privado. Hay personas que no piensan en ello cuando muestran sus vidas en las redes.

 

Desde aquí, animo a ver la película y a reflexionar sobre la necesidad de defender que la intimidad y la privacidad es un derecho y privilegio de todas las personas y la necesidad de educar en la prevención de la conducta adictiva con las RRSS.

 

Puedes completar la reflexión con estos enlaces, de los premios educlips 2019: http://educlips.es/video.php?premiado/514 (1º Premio)  y  http://educlips.es/video.php?premiado/551 (2º Premio) y

los artículos:  http://blogs.upm.es/unidadespegel/2019/03/12/las-redes-sociales-son-una-trampa-para-la-soledad/https://solidaridad.net/felices-con-las-redes-sociales/

 

 

La ventana indiscreta. Dirección Afred Hitchcock. Guión:John Michael Hayes (Historia: Cornell Woolrich). Intérpretes: James Stewart, Grace Kelly, Thelma Ritter, Raymond Burr,…País: Estados Unidos 1954. Duración: 110 min. Género: Suspense.